• +58-0212-789-6543
  • contacto@kreativagencia.com

Archivos de la etiquetas Historia de Venezuela

El Caracazo. Manifestantes intentan voltear un autobús

El Caracazo: del quiebre de la democracia al mito revolucionario

El 27 de febrero de 1989 estalló El Caracazo. Jornada que pasó a la historia como el momento en que la democracia de partidos instaurada en Venezuela desde 1958 colapsó. Los motivos que causaron el estallido social ha sido base del discurso ideológico de Hugo Chávez. Este proyecto político que arribó al poder en 1998 lo interpretó como la «génesis revolucionaria».

Los motivos que causaron el estallido social que tuvo su epicentro en la ciudad de Caracas, ha sido base del discurso ideológico que ha sustentado el proyecto político que arribó al poder en 1998 liderado por Hugo Chávez, el cual le ha dado un enfoque en su interpretación con el fin de forjar una suerte de génesis revolucionaria.

El día de la furia

La jornada del 27 febrero comenzó con aparente normalidad en las horas madrugadoras de Caracas y sus poblados satélites. Las personas pretendieron aquel día lunes iniciar sus labores con normalidad, sin embargo las perturbaciones se dieron desde primera hora.

En las colas para tomar las busetas desde la ciudad de Guarenas para Caracas los choferes adelantaron los acuerdos de aumento del pasaje, cobrando más del 30% pactado con el gobierno nacional, pretendiendo tarifas de 16 bolívares, el doble de lo establecido. Se desconoce a ciencia cierta que acción originó la violencia, pero las protestas no se hicieron esperar. Desde la mañana de ese 27 de febrero el país estalló sin aparente control.

Las manifestaciones por el alza del del pasaje interurbano quedaron como un hecho aislado en el transcurso del día. El centro de la jornada se concentró en el saqueo de alimentos, electrodomésticos, repuestos de carros, ropa y calzado, etc. La sociedad demostraba un hastío ante las incapacidades que desde 1983 -con el “viernes negro”- habían debilitado la economía real del ciudadano de la “Gran Venezuela” de los setenta.

Descontrol en vivo y directo

Los disturbios fueron transmitidos en vivo y directo por los medios de comunicación sin ningún tipo de edición. Así se dieron a conocer los niveles de acaparamiento de alimentos desaparecidos o regulados en los almacenes de los comercios, aumentando la frustración. Paulatinamente más personas se sumaron a los saqueos. En contraparte, la delincuencia aprovechó el caos para cometer fechorías encubiertas en la rabia popular.

Las fuerzas del Estado estuvieron ausentes durante el 27 de febrero en el control de la situación. Este factor, junto con la divulgación de los saqueos, contribuyó a que el caos se expandiera por todo el país. En el caso de Caracas, la Policía Metropolitana se encontraba en huelga, y no accionó plan alguno. El 28 de febrero el gobierno nacional puso en marcha el Plan Ávila al mando del ejército. Los resultados fueron terribles. Los muertos se contaron a más de 300 en cifras oficiales, aunque algunos hablaron de miles de venezolanos asesinados.

¿Necesitas una agencia digital de contenidos?

La crisis y quiebre de la democracia

El Caracazo, si bien tomó el nombre en referencia a la capital de Venezuela, no se limitó a esta ciudad. Los disturbios se extendieron por las principales ciudades del país, como Maracaibo, Barquisimeto y Mérida. Junto al dolor de las personas que vieron a sus familiares morir y la impotencia de comerciante al ver sus locales destruidos, la principal afectada fue la democracia venezolana.

Es cierto que el sistema democrático inició un declive con el “viernes negro” de 1983, que limitó el consumo del venezolano, pero fue el Caracazo el evento que agravó la crisis, ya que afectó el nervio social, el cual había sido el músculo de los partidos políticos, especialmente de uno masas como Acción Democrática y que estaba en el poder aquella jornada.

El país se hizo ingobernable y el plan de ajustes de la economía no pudo ser realmente aplicado. A la crisis social del Caracazo se sumó la crisis política. Las intentonas golpistas del 4 de febrero y 27 de noviembre de 1992, y la destitución de CAP en 1993. Finalmente, una profunda crisis financiera terminó colapsando las ya socavadas estructuras del país.

El mito revolucionario sobre El Caracazo

El divorcio entre la sociedad venezolana y el sistema de partidos resultó en el auge de la antipolítica. Tanto de sectores ligados con la izquierda como en empresarios, académicos y conservadores. Se hablaba de la necesidad de una figura fuerte, «un Gómez o Pérez Jiménez». La gente pedía «alguien» que detuviera la corrupción y la burocracia que habían destruido a Venezuela.

Así pues, los sectores de izquierda del país sostuvieron que el Caracazo fue una clara evidencia del rechazo popular a las políticas neoliberales anunciadas por Carlos Andrés Pérez en 1989, por lo que dicha animadversión correspondía con el apego a las propuestas que esos sectores promovían. Esta postura marcó parte del discurso político de la izquierda venezolana, sustentando que el Caracazo fue la génesis del movimiento revolucionario contemporáneo, su lucha era lucha anti neoliberal del pueblo.

¿Contra qué se levantó el pueblo?

El 27 de febrero se produjo, pero los cambios económicos aun no se habían aplicado por completo. Solo aumentó la gasolina en un medio de bolívar. Es lo que lleva a pensar que lo ocurrido fue producto de la rabia y la frustración popular. Descontento por un lustro de controles y desabastecimiento, contrarios a una economía liberalizada. Esto realmente movió a la gente.

Con la crisis política subsiguiente, el discurso del rechazo al neoliberalismo siguió alimentando las demandas en las tendencias de izquierda. La opinión pública contra la corrupción marcó el pulso de la crítica en noticieros y telenovelas como Por Estas Calles. A Carlos Andrés Peréz se le juzgó y destituyó pública y jurídicamente como corrupto, mas no por neoliberal. Vemos así cómo El Caracazo -producto anti neoliberal- se constituyó en un mito creacionista.

Para conocer otros enfoques sobre el 27-F sugerimos revisar el libro de Mirtha Rivero aquí

La penumbra del Banco Latino: orígenes de la crisis financiera venezolana de 1994

La intervención del Banco latino y la crisis financiera venezolana de 1994
La Caída del Banco Latino y la crisis financiera venezolana de 1994

El colapso y Crisis Banco Latino en 1994 trajo como consecuencia una profunda crisis del sistema bancario, reflejo del mal manejo de políticas financieras como consecuencia de los problemas de supervisión sobre la banca. Sin embargo, un declive de tales características requiere de un enfoque multidimensional en su análisis para una comprensión integral. La caída del Banco Latino está asociada a la crisis financiera.

Si bien nos acercaremos a elementos económicos que llevaron al quiebre del banco y la crisis posterior, debemos acotar que esta se estructuró en diversas escalas, reflejando el desorden político, económico y social en la crisis de la democracia representativa en Venezuela.

¿Por qué es importante contar con una agencia de contenidos digitales?

Las cuentas públicas

Los estudios consultados en torno a la crisis, establecen que el crecimiento del Banco Latino a inicios de 1990 se dio con la llegada de Carlos Andrés Pérez al gobierno en 1989, quien designó a Pedro Tinoco presidente del Banco Central de Venezuela, lo que incrementó el ingreso de cuentas públicas a la institución, particularmente en fideicomisos. 

El auge no se dio en función a un hito único, ya que el mismo se desarrolló de forma escalonada desde 1974 hasta 1992. El periodo 1982-1984 es el más importante para entender el crecimiento del Latino, ya que logró captar numerosas cuentas públicas. Fue una política agresiva que emprendió Tinoco para la transformación del sector bancario en el país.

Entre 1983 y 1988 se firmaron los principales acuerdos para el manejo de los fideicomisos de las empresas públicas petroleras. Así el banco se hizo de las cuentas de las filiales de PDVSA como Corpoven, Maraven, Lagoven e Intevep. La captación de cuentas públicas en el Banco Latino se dio de forma paulatina durante la década de 1980.

El Índice de Activos es otro de los elementos que permiten ver la posición del banco a mediados de los ochenta. Para la época era el quinto banco del país, aunque esto representaba una rentabilidad real muy baja, del 15%.  En realidad se ubicaba como el onceavo ente del país en este renglón .

El banco de Tinoco y Pérez

Para finales aquella década, actores importantes de la cúpula banquera del país expresaron la necesidad de transformación de la banca. Principalmente estaban abocados a la mejora de los mecanismos de supervisión, para hacerlos más eficientes dentro de una dinámica de apertura, que permitiera una superación del sector en función a una rentabilidad real y competitiva; en pocas palabras era liberar a la banca de la cápsula rentista.

Estos fines se dinamizarían a través de medidas y propuestas como la fijación libre de las tasas de interés según los ponderados del mercado, la incorporación de inversiones extranjeras para el sector, la libre dinámica en la oferta de productos financieros, mejores y eficientes puentes con el sector público, y la incorporación de la banca universal al sistema financiero venezolano.

En medio de este marco de transformaciones, el Banco Latino no solo
fue uno de los beneficiados con la expansión en sus actividades, sino una pieza elemental de ensayo en las nuevas directrices para el sector bancario. Por esto, periodísticamente, al Latino se le llamó el «Banco de Pérez».

Con la designación de Tinoco como presidente del BCV, la conducción del Latino recayó en Antonio Ugueto Trujillo, quien estuvo al frente hasta septiembre de 1992. Posteriormente la presidencia del banco la asumió Gustavo Gómez López hasta diciembre de 1993. Estos actores llevarían al “Banco de Hoy” del auge a la penumbra en unos 37 meses.

Aquí puede consultar más información sobre el caso del Banco Latino

Auge sin control

Para finales de 1993 el Latino era el segundo banco comercial más grande de Venezuela y el número uno en depósitos de ahorro. Contaba con activos por aproximadamente 5000 millones de dólares al cambio de la fecha. El banco engrosó así su capital en función de su expansiva cartera de ahorristas, la adquisición de nuevas cuentas pública e inversiones crecientes en el sector inmobiliario.

A nivel Internacional el grupo estaba constituido por el Banco Latino NV de Curazao, el Banco Latino de Colombia con sede en Bogotá, el Banco Latino Internacional en Miami-Florida, el Interunion Bank N.V en sociedad con el grupo holandés ING y una oficina de representación comercial para Europa con sede en París, Francia. La estructura del Banco Latino se proyectó en el Grupo Financiero Latino como consecuencia del auge descontrolado, concentrando 64 empresas dentro y fuera de Venezuela.

Uno de los ejes del crecimiento fue la captación de ahorristas, fundamentalmente atraídos por las altas tasas pagadas a los depósitos a plazo. Este procedimiento a su vez fomentó el ahorro en bolívares, pero ocasionó un daño patrimonial al banco, siendo afectados los activos del mismo por la cancelación de los altos compromisos ofertados.

Esta situación generó un fuerte desbalance de pagos, que llevó a la intervención. Las pocas medidas de supervisión en el escenario de transición en las políticas económicas del país, tejieron una realidad sin control.

Colapso y Crisis del Banco Latino

El desbalance de pagos se hizo cada vez más evidente para mediados de 1993. A finales de ese año el panorama electoral devino en un pánico que afectó directamente al Latino. El banco que estaba inmerso en estrategias polémicas para solventar el déficit creciente. Los rumores incidieron en una corrida de fondos que resultó definitoria para esta institución. Se calcula la salida de unos 1.800 millones del dólares en capitales.

El 13 de enero de 1994 el Latino fue excluido de la Cámara de Compensaciones por incumplir con los compromisos. La deuda estimada del Latino para con el Banco Central de Venezuela era de aproximadamente el 17% de sus depósitos, unos 23.000 millones de bolívares. La intervención a puertas cerradas se decretó el día 21 de enero de 1994.

Aquí puede leer la entrevista que Gustavo Gómez López ofreció en 1996 sobre el caso de las Crisis Banco Latino.

Tras la intervención se inició la mayor crisis financiera de la historia contemporánea del país. La crisis se tradujo en el colapso de 58 instituciones, que representaban el 62,26% de los depósitos nacionales. Se estima que fueron afectados unos 6.360.269 depositantes. El costo general de la crisis se estimó en unos 7.300 millones de dólares. Al ser el segundo banco comercial del país, el Banco Latino inició un efecto dominó que resultó incontrolable.

12 Febrero: Día de la Juventud en Venezuela

Batalla de La Victoria Día de la Juventud

En primer lugar, como un reconocimiento de valentía se conmemora el Día de la Juventud el 12 de febrero en Venezuela.

En la Batalla de La Victoria -del 12 de febrero de 1814- los jóvenes estudiantes del Seminario de Caracas, liderados por José Félix Ribas, deciden luchar por la libertad de Venezuela.

¿Necesitas una agencia de contenidos digitales?

En defensa de una débil República

Ribas es un militar ingenioso que logró triunfar junto a Simón Bolívar en la Campaña Admirable. Su audacia en las tácticas lo ubica como un conocedor dentro del terreno bélico. Además, fue uno de los tantos caraqueños que desde joven estuvo vinculado a la causa independentista.

Recordemos que estuvo involucrado en la conjura mantuana de 1808. Ademas participó en las reuniones secretas que precedieron los sucesos abril de 1810.

En agosto de 1813 la causa patriota inmediatamente toma Caracas y procede a instalar un nuevo sistema político. Los patriotas salieron al ataque de las tropas realistas, en especial de las que lideraba José Tomás Boves.

En 1814 Boves juntó una gran cantidad de esclavos y campesinos que querían vengarse de hacendados blancos criollos y quitarles sus propiedades.

Entendió que podía usar este descontento para ir en contra de Bolívar, y por eso desató la más cruenta forma de combatir que se conoció en el periodo independentista: la guerra a muerte.

El llamado al patriota civil y la juventud

Por lo tanto, entre los constantes enfrentamientos con los realistas, la República se debilitó por los gastos de las operaciones logísticas de la guerra.

La falta de pertrechos, el ritmo inestable a diario y la falta de recursos en las arcas para el mantenimiento de las tropas patriotas y de la vida republicana.

En enero de 1814, Boves se proclamó líder de los realistas y agrupó a bandidos y soldados españoles en su ejército.

Así se instaló en los Valles de Aragua, con la firme idea de derrotar el proyecto republicano. Bolívar, por su parte, ideó un plan para montar un recinto armado para prevenir y resguardar la capital. Su finalidad era contar no solo con provisiones o materiales de guerra, sino también resistir la avanzada realista.

Bolívar, confiando en las pericia de Ribas le encarga la formación de un Cuerpo Cívico para defender Caracas. Tras la proclama de defensa, Ribas reunió a más de 1000 hombres voluntarios en menos de un mes, y los formó en habilidades de la guerra.

Los jóvenes dan un paso al frente: para recordarlos hoy: Día de la Juventud

Ante este llamado, un grupo de 85 estudiantes se alistaron en las filas de Ribas. Así pues, dejaron sus libros a un lado para ir a defender la causa patriota contra Boves y sus hombres. A pesar de la negativa del rector de la Universidad de Caracas, Gabriel Liendo, estos jóvenes que rondaban entre los 12 y 19 años de edad demostraron tener la valentía y la convicción para defender la patria independiente. Por ello se asocia siempre esto para considerarlo como: Día de la Juventud

En los primeros días del mes de febrero, la guerra continúa de forma intensa. Los realistas ganan terreno tras vencer en la Batalla de La Puerta, en el Valle de Aragua, donde cae derrotado Vicente Campo Elías. Desde este punto dos ejércitos partieron con miras hacia Caracas, uno era dirigido por Francisco Rosete, que iba por el camino hacia los Valles del Tuy, y el otro que partía de Valencia-Aragua, bajo el mando de Francisco Tomás Morales. Boves debió retirarse momentáneamente por una herida que recibió.

Una memorable batalla

Ese 12 de febrero de 1814 se llevó a cabo una de las batallas más significativa durante la lucha por la Independencia de Venezuela. La Victoria, ubicada en el Valle de Aragua entre montañas y colinas, fue el escenario ideal donde la juventud patriótica, liderada Ribas, se enfrentaba a las tropas realistas, lideradas por Morales, en una enfrentamiento sin cuartel, totalmente memorable y digno para ser reconocido hoy: Día de la Juventud

Ribas llegó al poblado dos días antes del combate junto a sus 1500 voluntarios y 5 artillerías. Fue en ese momento donde ideó su plan de guerra contra los más de 2500 soldados enemigos. La estrategia de Ribas consistió en enfrentar al enemigo dentro del casco central del pueblo, el cual presentaba cierta dificultad por las estrechas dimensiones de sus calles.

Inicia el combate

Iniciado el combate, las tropas realistas avanzaron en el terreno mientras los patriotas se resguardaron en los alrededores del la plaza. Morales pensó que estaba asechando a los hombres de Ribas cercándolos en el centro del pueblo, Ribas ordenó a los jefes y hombres experimentados mantenerse en los puntos estratégicos dentro de la cuadrícula ideada por el patriota.

Tras la fuerte presión que daban las tropas de Morales, los patriotas se concentraron en las áreas cercanas a la plaza y el centro del pueblo, esto produjo muchas caídas del bando contrario porque fueron emboscados entre los callejones sin salida.

Entre los gritos de los hombres caídos y las detonaciones transcurrió la heroica jornada. Las fuerzas de Morales eran superiores en 2 a 1. Esa ventaja le permitió hacer nueve ataques contra Ribas y sus soldados, quienes aguantaron valerosamente cada embestida.

Los refuerzos salvaron la jornada

Por eso, al caer la tarde, los rigores de la guerra hacen mella en las filas patriotas, aunque agotados resistieron firmes y no decayeron, pero el remate llega a favor de los republicanos con los refuerzos enviados por el Libertador, desde San Mateo.

Para resguardar a las fuerzas de Campo Elías y Ricaurte se ordenó a la caballería abrirse paso entre las filas realistas. Esto aumentó la moral de los soldados patriotas quienes remontaron la batalla y finalmente se alzaron con la victoria. El bando enemigo que en principio se mostraba invencible terminó huyendo despavorido hacia El Pao.

Para conocer más detalles de la Batalla de la Victoria y Día de la Juventud pulsa aquí

Una conmemoración al joven venezolano: ElDía de la Juventud

En resumen, fue una de las tantas batallas de la independencia. Pero la única en que un grupo de estudiantes salió a defender la República.

Fue comprobada la inteligencia militar y pericia de Ribas, quien aplicó su experiencia en instruir a aquellos 1500 voluntarios.

El 10 de febrero de 1947. La Asamblea Constituyente decretó la celebración del Día de la Juventud cada 12 de febrero.

Discurso de Angostura: Bicentenario de su lectura

Bolívar pronuncia el Discurso de Angostura.
Discurso de Angostura. Simón Bolívar 15 de febrero de 1819. Autor de la obra: Tito Salas.

Este 15 de febrero se cumplen 200 años de la instalación del Congreso de Angostura. En él Simón Bolívar pronunció uno de los más importantes discursos de su carrera, el que se conoce en la actualidad como Discurso de Angostura.

Sin duda, es una de las fechas estelares de la historia venezolana y americana, porque marca el inicio de una nueva etapa en el proceso de independencia de al menos cinco naciones de Suramérica.

El congreso que se organizó en las riberas del río Orinoco tenía la responsabilidad de dar la base legal para el nuevo Estado Republicano. El propósito era cortar las amarras con el sistema de dominación colonial y resolver los problemas generados por la primera constitución (1811).

¿Cuántos diputados asistieron a la instalación del Congreso de Angostura?

Este tipo de congresos constituyentes debían contar con representantes de toda la nación. Bolívar convocó desde 1818 a la representación de las provincias libres para establecerlo.

Para el momento solo seis de las ocho provincias se encontraban parcialmente controladas por las armas republicanas: Margarita, Cumaná, Barcelona, Guayana, Caracas y Barinas. Las provincias de Coro y Maracaibo no incorporaron representantes por hallarse bajo el dominio enemigo.

En el acto de instalación debían participar 30 diputados, pero cuatro de ellos no pudieron asistir. Entonces el acto se realizó con la asistencia de 26 miembros, número que cumplía con la cláusula del Reglamento Convocatorio de contar con un quórum de al menos dos terceras partes.

El gran discurso de Bolívar en Angostura

Para la apertura del Congreso, Simón Bolívar preparó un discurso que muchos historiadores consideran síntesis de todo su pensamiento político. Bolívar comienza por renunciar al poder de dictador supremo y luego presenta sus recomendaciones para la nueva constitución.

En su disertación repasa la historia de América. Luego explica las condiciones que cree que marcan el estado de esclavitud de los pueblos americanos.

No se resiste a criticar el sistema establecido por la Constitución de 1811. Recordemos que en ella se adoptó el federalismo, se escogió un triunvirato para el Poder Ejecutivo y se asumió un régimen muy liberal. Casi todo fue tomado de los modelos legales de Estados Unidos, Inglaterra y Francia. Fue un modelo que, por no encontrarse adaptado a la realidad venezolana, estaba destinado a fracasar.

En este libro de Caracciolo Parra Pérez conocerás más detalles sobre la Constitución de 1811.

Aspectos principales del discurso de Angostura

Bolívar considera la adopción del modelo centralista para el gobierno, porque este es el que puede garantizar la existencia de una nación joven. Por lo visto, las amargas experiencias de 1812 y 1814 -en que se perdieron la primera y segunda república- le habían hecho comprender que se necesitaba un gobierno con rápida capacidad de acción política y militar.

El Poder Legislativo emularía al Parlamento Británico. Constaría de una cámara de representantes y una de senadores. Los diputados serían electos periódicamente. Los senadores serían elegidos la primera vez por el congreso y tendrían carácter hereditario. Esta propuesta generó una importante polémica en la prensa en los días posteriores.

El Poder Ejecutivo debía recaer sobre un presidente, con el suficiente poder para hacer que se elaboraran y cumplieran las leyes. El Poder Ejecutivo debía ser muy fuerte. En cuanto al Poder Judicial, propone crear tribunales, jueces y jurados independientes.

Propone además el Poder Moral, un cuarto poder que emulara al Aerópago ateniense. Este debía velar sobre la educación del pueblo e imponer sanciones de tipo moral. Con esto se apoyarían las leyes, corrigiendo los defectos de las costumbres y del carácter del pueblo. Este poder fomentaría y fortalecería las virtudes de los nuevos ciudadanos.

El propósito que expresa Bolívar es el establecimiento de un
sistema equilibrado. La república debía permitir la coexistencia de todos los grupos y factores de poder de la sociedad venezolana.

La importancia de la educación

Bolívar se esmeró en convencer a los legisladores de la necesidad de fomentar la educación del pueblo. Creía que solo así se permitiría el ejercicio pleno de la ciudadanía. Él entendía bien que solo eran ciudadanos quienes cumplían sus deberes y disfrutaban de sus derechos. Para el Libertador este era el aspecto más importante al que debían prestar atención.

Si querían elevar a Venezuela al nivel de las naciones más adelantadas y civilizadas del mundo la educación era la clave.